miércoles, 5 de septiembre de 2012

Bodrum, la antigua Halicarnaso

     Situada en la costa de Turca que da al mar Egeo, es una pequeña ciudad con encanto que la convierte en un centro turístico importante, muy popular para los europeos, con un importante puerto deportivo, recibe cientos de miles de turistas al año y eso que cuenta con una población residente, de poco más de treinta mil habitantes.
     La historia de esta ciudad es milenaria, formaba parte de las polis griegas en Asia menor en el Mundo antiguo. Vio nacer a Herodoto, considerado padre de la Historia, que se le recuerda con algún monumento en sus calles. Otro historiador importante que también nació aquí fue Dionisio de Halicarnaso.  Pero la mayor gloria de esta ciudad tuvo lugar en el siglo IV antes de J.C. cuando era gobernada por Mausolo, a su muerte, su esposa, mandó levantar para él un impresionante sepulcro, que se convertiría en una de las siete maravillas del Mundo antiguo: “El Mausoleo de Halicarnaso”. La palabra mausoleo, que se utiliza para referirse a una gran tumba, viene de aquí. Por desgracia, en la actualidad, prácticamente sólo quedan algunos restos, pues sus materiales fueron empleados para otras construcciones  en los siglos siguientes, como el gran castillo medieval que podemos ver hoy en día.
      R.R.C.   

Nota: fotos bajadas de Internet.